martes, 15 de julio de 2014

Capítulo 4.

Cuando Shadow llegó a la biblioteca este estaba vacía. No había ninguna silla por el suelo, ni tampoco ningún libro. Intentó recordar donde había caído y se dirigió hacia allí. Lo vio en el mismo sitio, y no pudo evitar pensar que todo se lo había imaginado.
Cuando cogió el libro y lo abrió vio que estaba en blanco, completamente. Ni siquiera estaba en su portada lo de 'Libro del Mal'. Que extraño...pensó. Se tranquilizó.
Sacudió el libro. No pasó nada. Lo volvió a abrir y esta vez una página en blanco empezó a escribirse sola. Escribió su nombre, de la nada, y luego el de sus compañeros, aunque dejó bastante espacio para escribir otros nombres...y por último, con letra más grande que la del resto Shadow pudo distinguir el nombre de ''Amy Rose''.
                                                               
                                                                  *****
-¡Estos croisemants están buenísimos!-dijo Knuckles comiéndose el tercero.
-Croissants, se dice croissants.
En cuanto Cream había dejado la bandeja en la mesa de la cocina habían aparecido todos como lobos muertos de hambre, incluso Amy. Pese a que estaban ardiendo, todos los cogieron y Cream calculó que debería hacer tres bandejas más para saciar su hambre.
-Bueno, pues como sea. Dame otro. -Dijo Knuckles mirando a su amiga Cream- o todos, me da igual.
-Tío, que vas por el cuarto, Tails no se ha acabado ni el primero.- exclamó Sonic dándole una palmadita en la espalda.
-Amy, ¿te gustan?- Cream había observado que Amy se había sentado en un rincón bastante apartado de la mesa y comia tranquilamente.
-¿Qué? ¿Eh? ¡Ah, sí! Están riquísimos Cream. En Londres tomábamos pastas.
-¿Pastas?-preguntó Rouge-¿que son pastas?
-Como pastelillos, rellenos de cualquier cosa, yo los acompañaba con té y leche.
-Pues tienes que cocinar eso, pero ya. -Knux le dio la bandeja a Amy- Es comida, en mi barriga es bienvenida.
-Tragón...-susurró Rouge.
-¿¿PERDOOOONAAAAAA??-Knux se levantó de su silla.
-Tragón, ¿no me has oído? TRAGÓN.
Knux se puso mucho más rojo de lo que ya estaba, fue a decir algo pero decidió callarse en cuanto vio a Shadow entrando por la puerta con un libro en sus manos.
-Ey,-preguntó Sonic- ¿que es eso?
Shadow lo explicó todo.Lo de su visión, su ida a la biblioteca...pero se saltó lo de la pulsera.
-¿Por que mi nombre está en grande? ¿Y esos huecos?
-Serán el resto de chicos que faltan. Pero no se porque el tuyo está más grande...-contestó Tails mirandola fijamente a la cara.- Pero bueno, cuando llegue el Maestro ya se lo preguntaremos.
-¿Y si tarda años en venir?
-Pues lo resolveremos nosotros.
-OH NO.- Chilló Knux.
-¿Que ocurre?-preguntaros la chicas a la vez, alarmadas.
-No hay más cromisians. u.u
-No se preocupe señor Knux, ya haré más. -Cream se lo dijo con una cálida sonrisa que a Tails le derritió el corazón.
-Bueno, pues ahora hagamos algo. Vamos al comedor.-propuso Sonic.
Todos salieron de la habitación, dejando a Amy y a Shadow allí, Sonic vio como se quedamos solos y los espió por entre el hueco de la puerta. Muerto de celos y curiosidad.
-Se lo de la pulsera.
-Me lo he imaginado en cuanto has entrado con ese libro.
*Sonic:¿pulsera?*
-Tarde o temprano deberás decirlo, Amy. -Al decir su nombre Shadow se acercó más a ella y Sonic no pudo evitar ponerse de los nervios. Entró en la cocina.
-Chicos-dijo Sonic con una sonrisa pícara- ¿no venís?
-Sí, ya vamos.
Sonic salió seguido por Shadow, pero Amy se le adelantó y le dijo al oído...'prefiero decirlo tarde'.


2 comentarios:

  1. Me encanta tu blog, tienes un modo de escribir tan bonito <3 continua pronto :)

    ResponderEliminar